6.4.07

chuscazos

¿qué es el PROYECTO

CHUSCAZOS?

Salimos a la calle a mirar mientras andamos, a pararnos, a disparar mientras pensamos, a engordar nuestra colección de trozos de vida, somos coleccionistas, las queremos todas. Empujamos el mundo con imágenes, mil y otras mil al mes siguiente y así siempre, una lluvia de imágenes instintivas, casi intuitivas, que a veces vemos después de apretar, se nos escapan los disparos.

Porque las queremos todas. Las que se quedaron a la mitad. Las primeras y las últimas de cada carrete. Las de ayer, las que vendrán, los errores, los que aprendemos o los que volvemos a hacer. Las malas y las menos malas, todas, porque todas sirven para recordar, para rescatar el día y la tarde y las vidas, los instantes del mundo, los disparos menos certeros pero vitales, las necesitamos todas, no se pueden tirar los fallos a la basura, porque en los fallos está la diversión y la semilla de las siguientes, todas las que quedan, las queremos todas, las sobreexpuestas y las que no encajan, las que se quedaron con poca luz, las que salieron desenfocadas. Las soñadas. Todas. Porque cada una esconde una esencia que sólo se ve junto al resto, todas los fallos juntos, tantos días, tanta vida, aunque sea un desastre, aunque esté hecha de fallos y descartes, aunque no sea la que esperábamos conseguir. Porque se crece siempre en busca de la fotografía que nunca llega. Y en el camino están el resto, y por eso las queremos, son nuestro camino, todas cuentan, todo el mundo tiene en sus cajas de cartón fotografía veladas y rotas y que tirarían a la basura. Nosotros no. No podemos guardarlas, nos llaman, nos definen, son nuestro mapa, nuestras dudas, el camino por recorrer y el recorrido, con saltos mortales e imposibles, con obstáculos y cámaras de juguete. Como sea. Las queremos todas. Porque, en el fondo, no sabríamos recordar, vivir, seguir, sin ellas, las que nos vamos dejando por el camino y no nos olvidan, son también memoria, juego, horas muertas y un mensaje de auxilio, palabras y fotografías para no morir nunca.

Queremos reutilizar, aprovechar lo que “no vale”, no podemos ver nuestras imágenes en la basura. Seguro que a ti te pasa lo mismo. Dales salida. Pídenos más info a: colectivoaver@gmail.com